Un incendio arrasa con el Parque Nacional del Aguaragüe. En el municipio de Villa Montes ya se consumió 3.900 hectáreas de vegetación del área natural protegida de acuerdo a los datos brindados por el Comité de Operaciones de Emergencia Municipal (COEM) Solo las lluvias lograron sofocar las llamas tras nueve días de quemas.

“No habíamos registrado quemas de tal magnitud en los últimos años”, le dijo a EL DEBER Reider Cari, del Coem a tiempo de explicar que las llamas llegaron desde Macharetí el 13 de octubre pasado.

El siniestro forestal quemó la zona boscosa y los pastizales en las zonas elevadas de la serranía del Aguaragüe pese a que el Coem desplazó más de un centenar  de personas para aplacar el siniestro.