entel, economía, daños, estado, bolivia, MAS, Gobierno Evo

Eddy Luis Franco, gerente de Entel, en contacto con los medios de comunicación, informó de la presunta pérdida económica de más de Bs 601 millones.

La pérdida se dio en la administración de las exgerencias de Óscar Coca y Mauricio Altovez, que causó un daño económico a la empresa de al menos 600 millones de bolivianos, debido a la falta de cobro de deudas y venta de chips.

«Existen inconsistencias financieras en las gestiones de los exgerentes Óscar Coca y Mauricio Altovez, suman al menos 600 millones de bolivianos en daño económico a Entel», informó en conferencia.

Franco explicó que, por ejemplo, se encontró facturas de una asociación de municipios de Cochabamba que entraron en mora y nunca se les cobró.

«Esto también está ingresando a una auditoría interna y una auditoría externa por recomendación del Directorio de Entel y del Ministro de Obras Publicas», agregó.

También indicó que ambos exgerentes no descargaron debidamente cerca de medio millón de bolivianos que se manejaba como una suerte de «caja chica».

Por otro lado, mencionó que se encontró otras inconsistencias en Datacom, esta vez en la gestión de Óscar López, designado por el recién destituido exgerente de Entel, Elio Montes, y que desempeñó funciones entre enero y parte de febrero de este año.

El paso de López por Datacom habría generado un daño económico de 800.000 bolivianos a la filial de Entel, por auspicios que eran parte de su tuición, además del pago de hoteles y viáticos, señaló Franco.

entel, economía, daños, estado, bolivia, MAS, Gobierno Evo

ABI