Efectivos de la Gendarmería Argentina hicieron uso de sus armas reglamentarias y le dispararon proyectiles de goma a un ciudadano boliviano, que realizaba labores del bagallo, y transportaba mercadería para vestir al vecino país.  El hecho ocurrió el pasado fin de semana en la frontera del municipio de Bermejo, Tarija.

Según el informe difundido, Germán Zutara (44) se dirigió a la localidad gaucha de Aguas Blancas, pasando la línea fronteriza, con el objetivo de vender mercadería consistente en medias para vestir.

Cuando intentaba retornar a territorio boliviano, lo interceptaron varios gendarmes argentinos. Pese a que el bagallero se hallaba nadando sobre el río, procedieron a disparar proyectiles de goma. Uno de ellos impactó en su ojo derecho provocándole serios daños.

“Cuando ya estaba a punto de llegar al otro lado de la banda, me disparan; al ver que varios proyectiles no me habían impactado, también comenzaron a lanzarme piedras para que me detenga. Sentí temor por mi vida y por eso ya no continué”, narró el afectado.

El agredido denunció que son varias las heridas que tiene en el cuerpo, y que uno de los balines de goma impactó en el ojo. Ahora teme perder la vista por lo que debe visitar la capital de Tarija para someterse a un tratamiento médico.

“Tengo siete heridas en la espalda, producto de las agresiones, yo solo estaba transportando medias para poder llevar algo de dinero a mi familia, ya que por esta situación es difícil conseguir una fuente de trabajo”, refirió.

Fuente: El Periódico Digital