Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) gestiona la importación de combustibles a un precio más bajo y de mejor calidad, alineados a las normas internacionales de emisiones atmosféricas EURO IV, en la perspectiva de conservar el medio ambiente y la salud de la población.

Es importante aclarar que al ser el diésel un commodity, su precio varía en función a las fluctuaciones de la oferta y la demanda de precio internacional, de los costos logísticos asociados y de nuevas regulaciones internacionales sobre la calidad de los carburantes.

Es debido a esta razón que uno de los componentes del precio final del diésel se estima que se incremente en un 5% en función a la nueva calidad requerida por el país, así como a la entrada en vigencia de la norma IMO 2020 sobre calidad de combustibles para los navíos de transporte, según un comunicado de la empresa estatal.

YPFB lanzó licitaciones internacionales, de conformidad con sus procedimientos internos, para promover la participación de la mayor cantidad posible de oferentes y, a partir de ello, se adjudicará el precio más bajo para su compra. Los resultados de la licitación se conocerán a inicios del mes de marzo. La estatal está en la búsqueda de nuevos actores que permitan reducir costos e incrementar la competitividad para obtener los mejores precios de los productos importados.

Para la gestión 2020, la demanda total estimada de diésel en Bolivia será de aproximadamente 2.141 millones de litros.

Eju.tv